Licor.

depresion_van_gogh

Voy por la vida embriagándome de todo
Me quedan los días por aparecer
Y voy por ahí encontrándome
Agarrándome a todo,
Sin nada que termine de
Suceder.

Voy por la vida embriagándome de todo
Bourbon, tequila, aguardiente,
Lo que sea que reviente en la frente
Lo que sea que me haga feliz.

Voy por la vida tomándome lo que sea
Porque sé que algún día
La muerte me va a tomar,
Y nada más va a quedar.

Por eso voy sonriendo,
Con la salida del sol,
Con el siguiente trago
De magno licor,
Y sigo aquí,
En el camino,
Jugándole al dolor.

Me bebo lo que sea,
Hay cosas que no terminan en dolor,
Hay cosas que me tienen vivo,
Y anestesian la desazón.

No tengo miedo,
O al menos lo enfrento
Con un trago,
Un instante más
Que le juegue al reloj.

 

Advertisements

Al viejo Hank.

Hank, hermano
Si te viera te invitaría a follar
Te pagaría una puta, madame entre su gente
Con el mundo entre los ojos
Cabellos bañados de cemento
Curvas elegantes, refinadas por el alcohol
Un buen culo, piernas fuertes
Rostro incinerado
Sonrisa de humano.

Me gastaría el dinero que no tengo
En comprar una botella
Fuera de vino, vodka, aguardiente o sólo cerveza
Dejaría los sorbos para poder escuchar
A aquel que de las calles supo recitar
Que hizo de la vida un poema
De la mierda un orgasmo
De la bebida una necesidad.

A aquel que se dio cuenta que el mundo
no es un sitio para respirar.

Poema dedicado al viejo Hank. Bukowski sí supo llegar más allá. Pensando en que yo nunca le lograría simpatizar.

El golem.

Acabemos el mundo,
Que está rancio,
Jodido,
Y sus jardines marchitos.

Sacudamos a su gente,
Que ya sólo son entes,
Y hagamos que corran botellas,
Mares de inconsciencia,
Para ver si volvemos a empezar,
Que todo está muy mal.

Traigamos animales,
Decir a los pájaros que callen y dejen a los perros,
Que los trinos no callan las fábricas,
Y los ladridos son suspiros,

De un amigo que no hemos perdido.

Y luego cuando el silencio se oculte,
Bailando la boñiga sobre nuestras narices,
Diremos “todo tiempo pasado fue mejor”,
Y lamentaremos haber vivido,
Buscaremos un culpable,
Pero nunca nos haremos responsables.

Porque el mundo es de todos,
Aunque pareciera de nadie,
Y como despojos lo construimos,
De barro pero humano,
Tanto que también enferma,
Eructa volcanes y masturba alacranes,
Nos ve a los ojos,
Se deleita con el miedo.

Y nos preguntamos”¿Qué ocurrió?”,
“¿Por qué acabamos así?”,
Cuando al vernos al espejo,
Estar borrachos no basta para resistir.